Home

Si “la gran propiedad es un robo”, todos los multimillonarios deberían estar en prisión, ¿no Diego?

Pedro Echeverría V.

1. Mi siempre querido Joseph Proudhón (1809-65) fue el que demostró que “toda gran propiedad es producto del robo”; pero también afirmó –igual que Karl Marx- que las pequeñas propiedades de los trabajadores son producto del gran esfuerzo, de la labor productiva, de millones de generaciones de hombres del campo y de las fábricas. Al decir “propiedad” dijeron grandes riquezas materiales de todo tipo y al decir “robo”, nuestro compañero Proudhón no se refería al robo de carteras o de domicilios, sino a la intensa explotación del trabajo, a los grandes negocios y transacciones bancarias y financieras, a los saqueos mediante las guerras. ¿Acaso no es sencillo, fácil, saber cuánto puede acumular una familia que vive del trabajo honrado, honesto, limpio, sobre todo partiendo de la explotación que lleva a los bajos salarios?

2. Y gobernantes –al estilo López Obrador y todos los burgueses- silencian que todos esos billones o miles de millones de pesos que se roban se lo quitan directamente al pueblo que muere de hambre. Muchos impuestos multimillonarios no se pagan en México por los grandes ricos. El que tengo muy presente es el impuesto que durante décadas no pagó el abogado Diego Fdez. de Cevallos que –ante el reclamo de AMLO- negoció liquidar los más de 100 millones que debía con algo como ocho millones y todo arreglado y todos contentos. Más de 90 millones le robaron de un golpe a la población con falta de comida, con niños enfermos y con desempleo de los padres. Así hay más de cinco mil operaciones que no se pagan o se liquidan con un 10 por ciento. Obvio no es dinero del gobierno el robado, sino del pueblo.

3. Hace unos días vi un vídeo muy interesante: una entrevista de cuatro periodistas independientes (Juan Becerra-Acosta, Mayté Azuela, Héctor Mauleón y Valeria Moy) a Fernández de Cevallos (alias “el jefe Diego), conducida por David Aponte. Pensé que los cinco rendirían pleitesía al “jefe Diego”, pero vi lo contrario: que en cierta manera tres de ellos se burlaron del entrevistado porque para cubrir su ignorancia el abogado sólo dedicó toda la entrevista a vomitar adjetivos maldiciendo a López Obrador. Los entrevistadores –sobre todo Becerra, Azuela y Moy- le hicieron preguntas inteligentes que Diego consideró provocativas y hasta enemigas. En esa entrevista se pudo ver que “el Jefe” del PAN y de los abogados más ladrones del país, no tiene ideas, sino sólo reparte regaños, amenazas, autoritarismo, discurso e intimidación.

4. Ninguna profesión en México está tan desprestigiada como la de abogado. Injustamente le llaman “aboganster” sin entender que más del 50 por ciento ejerce su profesión de manera honesta y con honradez; pero han sido reconocidos unos 50 abogados en el país –encabezados por el “Jefe Diego”- que durante décadas se ha hecho multimillonario como legislador del PAN, asesor de políticos y de grandes propietarios de tierras, defensor de poderosos delincuentes de “cuello blanco”, entre ellos narcotraficantes. El mismo López Obrador (hoy presidente de México), hace unos 15 años lo despedazó en una entrevista televisiva de confrontación que presidió el periodista López Dóriga. La realidad es que el Jefe Diego se quedó para “el gasto”, pero sigue manipulando a la derecha panista y empresarial.

5. Cuánto ganaría el pueblo de México si muchos de los denunciados por el presidente López Obrador estuvieran en prisión mientras les preparan las grandes listas de sus propiedades habidas como parte del robo al erario nacional. López Obrador dice que “primero los pobres” pero no explica que la pobreza existe por los billones que le han quitado al pueblo. Si se obligara a tres mil personajes millonarios a entregar sus propiedades robadas, habría suficiente dinero para acabar con el COVID en México, para abrir todas las escuelas, para acabar con el desempleo, pero sobre todo para aumentar al doble el salario mínimo. No hay ninguna justificación para decir que no hay dinero cuando hay billones que acumulan los hombres más ricos de México, políticos y empresarios. Por ello no hay que olvidar que la gran propiedad es un robo. (23/VIII/21)

https://pedroecheverriav.wordpress.com

alterar26

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s