Home

Falleció Bulmaro Villarroel, dirigente CCH, SITUAM, luchador social identificado con los jodidos

Pedro Echeverría V.

1. Desde 1973, hace casi 50 años, estudiantes y profesores nos reuníamos muchos días, tardes y noches, en el auditorio de Colegio de Ciencias y Humanidades Oriente, UNAM, a debatir sobre la organización educativa y política de nuestro plantel, “El Oriente Rojo”, ubicado en el sector más proletario de la ciudad de México, en la colonia Agrícola-Oriental. Entre los oradores más destacados de aquellas asambleas, estuvieron siempre Agustín Caballero (el caballo) y en segundo lugar el vigoroso y radical Bulmaro Villarroel (el negro); Chucho Villegas (el ciego) funcionaba como asesor, así como el Héctor (que llegó a la máxima dirigencia sindical en la universidad de Chapingo), el David y el Bañales. Ellos siempre ganaban las asambleas. No olvido a los estudiantes Cristo y Farías que hacían oposición.

2. El Bulmaro –el hoy adelantado, según correo de La Jornada- con esa convicción y enorme vigor, llegó luego hasta la secretaría general del SITUAM y con su entusiasmo por la fotografía –sobre todo de la pobreza, la miseria, de los más oprimidos del país- logró publicar algunas obras que me prometió enviar y jamás llegaron. De 1973 a 1977 luchamos por instalar un autogobierno en el plantel y lo logramos en parte; siendo director general Pérez Correa en varias ocasiones desconocimos directores nombrados por él por no consultar a las bases. Entre los profesores siempre contamos con el activismo muy comprometido y entusiasta de Javier Centeno y María Eugenia Regalado –ambos fallecidos hace algunos años- y a quienes dediqué en su momento sendos artículos. Bulmaro fue participante de luchas estudiantiles unitarias.

3. La historia registra que el creador del CCH en 1972 fue el rector González Casanova y Manuel Pérez Rocha. No se olvida de este rector fue elegido en mayo de 1970, cuando el presidente electo, Luis Echeverría Álvarez dominaba la escena política. Pero este rector se vio obligado a renunciar a los dos años seis meses porque se negó a reconocer al Sindicato de Trabajadores (STEUNAM) que, con una larga huelga, exigía reconocimiento y firma de contrato colectivo. Antes el rector había sufrido la toma de la rectoría por seis semanas de un grupo de normalistas que exigían su entrada a la facultad de Derecho. La huelga concluyó en enero de 1973 con el nombramiento de un nuevo rector: Guillermo Soberón, que resultó ser un rector derechista y muy represivo que tuvimos que soportar ocho años.

4. Esas asambleas de estudiantes, así como las de profesores, nos dieron un fuerza social para que los estudiantes de los cinco planteles de CCH (Vallejo, Naucalpan, Azcapotzalco, Sur y Oriente) –por lo menos en sus primeros siete años de vida- logremos una agresión de estudiantes que en conocimientos –sobre todo en capacidad de análisis crítico e histórico- les permitieron muy buena evaluación en las facultades. Atendimos cuatro turnos al día en esos primeros años, comenzando a las 7 de la mañana y concluyendo a las 21.30 horas de la noche. Se nos acusó a los profesores de que todos los estudiantes salieron rebeldes y políticos; sin embargo mucho benefició aquellos programas que estudiantes y profesores asambleístas defendimos con juventud y pasión. Allí estuvieron Bulmaro, María Eugenia y Javier. (27/VII/21)

https://pedroecheverriav.wordpress.com

alterar26

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s