Home

La “Libertad de expresión” ha beneficiado a la clase dominante; a los oprimidos siempre el silencio

Pedro Echeverría V.

1. Más que cualquier “libertad de expresión”, que siempre reclaman para ellos los dueños de los medios de información, los políticos y los quisquillosos escritores, con el fin de ejercer sus tareas; muy diferente, la gran mayoría de la población reclama trabajo, ingresos, comida, salud, educación. La “libertad de expresión” parece el privilegio de las clases medias porque la clase alta se conforma con que la dejen explotar, robar, enriquecerse. Las clases bajas, al ser miserables, se conforma con cualquier enajenación: futbol, religión, alcohol o productos para embellecerse. Hay libertades más urgentes e inmediatas para los pobres y miserables.

2. He escrito desde 1976 y me han “despedido” de varios periódicos impresos (ocho por lo menos) y nunca he reclamado “libertad de expresión” porque sé que me han corrido –o simplemente no me aceptan- por no estar de acuerdo con lo que escribo. Nunca me he hecho ilusiones de encontrar alguna publicación que respete la “libertad de expresión” porque sé que en el capitalismo para triunfar hay que subordinarse. ¿Ha existido acaso la libertad de manifestación para quienes no se subordinan al criterio de las clases dominantes? Por ello he dicho muchas veces que las constituciones y las leyes se estiran y aflojan a conveniencia.

3. Pienso que en tanto no aprendamos a distinguir las enormes diferencias de las clases sociales y los intereses que persiguen cada uno en los asuntos del capitalismo, seguiremos enredándonos en las opiniones de cada caso. Hoy la discusión se enreda sobre la llamada “libertad de expresión” porque el instituto Electoral (INE) –estrechamente unido a los corruptísimos partidos de oposición- busca derrotar –por lo menos debilitar- a López Obrador en las próxima elecciones de junio, prohibiéndole sus diarias “Mañaneras”, porque “en ellas se hace propaganda política”. Las Mañaneras son el disfraz para bajar del gobierno a López Obrador.

4. A mí nunca me han interesado los procesos electorales en medio del capitalismo porque desde hace más de un siglo han triunfado en ellos los que más millones de pesos invierten en organizar acuerdos, repartir regalos, controlar activistas subsidiados, comprar votos y medios de información. Sólo excepcionalmente se ha triunfado por coyuntura política, con poco dinero. Nunca he reconocido elección alguna porque los electores siempre han sido manipulados o engañados para votar por un candidato oficial que reparte dinero de a montones y siempre cuenta con el apoyo de los empresarios millonarios.

5. No se puede estar en contra de la “libertad de expresión” ni de ningún tipo de libertades que beneficien a la mayoría de la población; pero, ¿cómo se ejerce alguna libertad en una sociedad desigual en la que sólo los ricos pueden ejercerlas? En las sociedades clasistas los ricos pueden viajar, tener un montón de dinero, explotar a los trabajadores, libertad para no pagar impuestos, libertad para tener hospitales, clínicas, escuelas, universidades, todas privadas. ¿Qué tipos de libertades puede gozar el pueblo que no sea para estar sin trabajo, sin ingresos o para morir de hambre? Por ello la libertad de expresión que ahora se pelea es la libertad de los partidos, de los políticos, para seguir dominando. (14/I/21)

https://pedroecheverriav.wordpress.com

alterar26

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s