Home

En la lucha de clases entre ricos y pobres lo que es democracia para unos y es dictadura para otros

Pedro Echeverría V.

Frente a los yanquis y empresarios,

apoyo total a Maduro de Venezuela

1. Yo –como clasemediero jodido, pero consciente- digo que en México he vivido una dictadura de la clase burguesa dominante. Mis miserables padres nunca supieron de democracia o dictadura sólo sabían que tenían que trabajar como “burros” para que sus hijos tuvieran algo para comer. Me chingué 42 años en las escuelas -la mayoría de los años trabajando dos turnos- para que me pudiera alcanzar. Hoy puedo demostrar –contra los que han dicho todos los presidentes y cancilleres- que México no es una democracia sino una dictadura impuesta por las leyes y las instituciones de Estado que impide al pueblo intervenir en la solución de sus problemas.

2. La democracia es hija del capitalismo. Aunque éste comenzó a nacer hace 800 años sobre las ruinas del sistema feudal, tuvo que soportar sistemas dictatoriales absolutistas de gobierno como el imperio y la monarquía. Las revoluciones: inglesa, francesa, yanqui instauraron de manera definitiva la democracia como un sistema de dominación de una minoría de grandes propietarios, a pesar que documentos y discursos hablaban de gobierno del pueblo. ¿Puede demostrarse acaso de que existió la democracia igualitaria, participativa en algún lugar del mundo? La democracia ha sido siempre el gobierno de los más ricos, de los más poderosos y “la división de poderes” entre Ejecutivo, Legislativo y Judicial un engaño.

3. México, EEUU, Francia, son países democráticos para las clases poderosas porque les permiten invertir, explotar, obtener gigantescas ganancias y conservar sus privilegios. Las leyes y las constituciones de esos países son muy respetadas porque han sido creadas por las clases dominantes para su propio beneficio. Todos los gobiernos, los legisladores y el poder judicial funcionan a su servicio y, sumado a ello hay procesos electorales controlados con el reparto de dinero y por los medios de información que propagan que como esas democracias no hay comparación en el voto libre. Esta es indiscutiblemente la democracia de los ricos.

4. Esa misma “democracia” es una dictadura para el 80 por ciento de la población explotada, miserable y pobre. Ellos jamás han escogido a sus gobernantes, sean presidentes, gobernadores o legisladores; las votaciones son una farsa para legalizar; nunca se les ha tomado su parecer en los cambios de leyes; siempre han estado sumidos en la pobreza y el desempleo; en sus protestas se les ve, no se les escucha ni se les resuelven sus problemas; se deja gritar a los líderes, pero después se les compra, encarcela o asesinan. Los explotados no pueden llamarle a esto democracia sino una dictadura absoluta de los más ricos, de sus familiares y protegidos.

5. ¿Qué pasó en Rusia, China, Cuba, Chile, qué pasa hoy en Venezuela? Son asuntos distintos, pero casi iguales: el imperio yanqui con todo su poder establecido con la Primera y Segunda Guerra, con el poder en la ONU y la OTAN, impidió que aquellos países tomen otro camino, otra modelo de economía y de política. Buscaban construir una sociedad socialista como camino para una sociedad igualitaria y se toparon con el muro del capitalismo mundial que se los impidió: Los bloqueos contra producción, la provocación ficticia de escasez de alimentos, la devaluación monetaria, la propaganda mundial, las amenazas de golpe de Estado e invasión militar.

6. Para los seguidores del capitalismo el régimen de gobierno que se instaló en estos países que perseguían el socialismo, era dictatorial porque no permitían inversiones privadas, partidos tradicionales y elecciones tal como las que se instrumentan en lo que llaman “democracia”. La realidad es que se vieron obligados a establecer un régimen centralizado, con un Estado fuerte y bien armado que pudiera competir con los EEUU y demás países que desde 1945 lo amenazaban con invasiones. Se cometieron mil un errores, pero lo fundamental fueron las presiones y amenazas imperialistas que llevaron a regímenes autoritarios. Cuba está sufriendo un bloqueo de 55 años y Venezuela una escasez provocada y una propaganda mundial en su contra.

7. La dictadura en el capitalismo, aunque más asesina, es menos engañosa porque se presenta tal como es de brutal. Mussolini, Hitler, Franco, Pinochet, Videla, Porfirio Díaz. Estos fueron dictadores –no por el número de años gobernando- sino por la brutal represión contra su pueblo. Pero en el capitalismo no solo hay dictaduras militares, también las hay disfrazadas de “dictasuaves” que como en los regímenes de Salinas, Zedillo, Fox, Calderón y Peña las cientos de miles de asesinados aparecen como obra del narco y la delincuencia, cuando son del mismo Estado capitalista. (31/III/17)

https://pedroecheverriav.wordpress.com

alterar26

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s