Home

Hay que seguir en la calle mentándoles la madre a gobiernos y empresarios, pero será difícil derrocarlos

Pedro Echeverría V.

1. En mi breve o largo camino de cinco décadas y media de militancia política activa pasé de la ingenuidad de los años sesenta a la voluntad y el apasionamiento lleno de ilusiones y esperanzas en que los trabajadores haríamos una revolución en México y América Latina. En 1977, cuando la llamada izquierda y la derecha se subieron al carro del presupuesto gubernamental y de los cargos de gobierno, me hice un activista más radical, crítico y reflexivo, así como articulista de prensa escrita. Veinte años después, ante el desplome del falso socialismo, el refortalecimiento de los EEUU y de la derecha mundial, sobre todo después de fracasos de luchas nacionales, caminé aceleradamente hacia el escepticismo, el pesimismo y araño las puertas del nihilismo.

2. Jamás me he retirado ni descansado en la militancia política de variados centros de lucha y seguramente jamás lo haré porque es parte de mí; además nunca aprendí a hacer otra cosa que pudiera ser más interesante en vida. Cuando a principios de los setenta comencé a escribir lo hice para periódicos y revistas de organizaciones semilegales; nunca escribí –como lo he hecho durante cuarenta años- algo que no tuviera que ver con la militancia o propaganda política. Mis libros y ensayos son acerca de luchas de obreros cordeleros, ferrocarrileros, campesinos ejidatarios, maestros, albañiles, estudiantes y partidos políticos. Mis artículos (que son miles) han sido para apoyar las luchas sociales de los oprimidos.

3. Acerca de las batallas de la Coordinadora, de la educación y de los 43 desaparecidos, en los últimos meses he publicado por lo menos un centenar de artículos. Luego de estas batallas, aunque sé que continuarán y que yo estaré en ellas, me he sentido sin mucho entusiasmo para escribir. Sin embargo cuando despierto todos los días –como dice Peña Nieto- “no pienso joder a México”, pero me revuelco pensando en cómo joder a la burguesía explotadora y opresora, así como al capitalismo mexicano y mundial. Me acuesto pensando en cómo carajos acabar con esa televisión (en todos sus canales) que idiotiza a la población mexicana bloqueándole la mente con propuestas y ofertas idiotas.

4. Me pregunto muchas veces: ¿Para qué carajos escribo uno o dos artículos por día si desde hace muchos años no tengo obligación a ello, ni nadie me paga un quinto y no necesito ese dinero para comer o vivir? Obvio escribo por compromiso con los trabajadores explotados Y me he dado cuenta que mientras me leen tres personas a los Zabludovski, López Dóriga, Televisa, etcétera, los escuchan 300 millones; que mientras nosotros no influimos en nadie, los funestos gobiernos, empresarios y medios lo determinan todo. Escribir se ha convertido para mí en un entretenimiento, a pesar del contenido de lo que escribo. Por ello creo que debo dedicar mi tiempo a pensar, leer, reflexionar, para tratar de ayudar con efectividad a cumplir con el movimiento social. (27/X/16)

https://pedroecheverriav.wordpress.com

alterar26

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s