Home

La dura política y la lengua (corta o larga) de los ex presidentes mexicanos

Pedro Echeverría V.

1. En México la costumbre que se impuso a los expresidentes de no meterse en política después de su sexenio de gobierno; retirarse a su mansión a gozar de los millones que obtuvo de los negocios durante su mandato y de todas las prestaciones multimillonarias vitalicias que les otorga el Estado, los obligaba a vivir como reyes dentro del capitalismo. Sin embargo muy pocos expresidentes cumplieron porque no podía morir su búsqueda de mayor trascendencia. En 1920 Carranza quiso imponer a su sucesor, un tal Ignacio Bonillas; por ello se ganó ser asesinado por los del Plan Agua Prieta. También el ex presidente Obregón quiso trascender imponiendo a Calles para luego volver a la Presidencia, por ello también fue asesinado.

2. Pero Calles fue más listo porque impuso su “Maximato” de sucesores tres presidentes (Portes Gil, Ortiz Rubio y Abelardo Rodríguez) y medio (Lázaro Cárdenas) de 1028 a 1936, ganándose ser expulsado del país durante cuatro años por este último. Pero lo que más recuerdo por vivirlo es que en el sexenio de López Mateos (1958-64) los expresidentes Cárdenas, Alemán, Portes Gil, Abelardo Rodríguez, fueron colocados en una Siderúrgica, en Turismo, en Pesca, etcétera, con el fin de fortalecer al gobierno en turno. Allí por 1961 Cárdenas impulsó el Movimiento de Liberación Nacional y el apoyo a Cuba, mientras Alemán creó el Frente Cívico de Afirmación y una mejor relación con los EEUU.

3. Aunque Cárdenas se definió por el progresismo y Alemán se reconfirmó por la derecha, seguían siendo un fuerte apoyo del PRI que esos años declaraba ser de centro, es decir, “Ni de izquierda ni de derecha sino todo lo contrario”; posición política que le sirvió de mil maneras pues con ello le jugaba el dedo en la boca a los de izquierda y a la derecha. Por ello aquella vieja costumbre de “retirarse a disfrutar los millones” se vino abajo y a partir del expresidente Salinas los susodichos intervienen. Salinas al dejar el gobierno en 1994 se autoexilió de México denunciando que el presidente Zedillo –al encarcelar a su hermano Raúl por ladrón y asesino- había iniciado una persecución contra él. Pero a partir de entonces Salinas habló y habló lo que quiso.

4. Los expresidentes Díaz Ordaz, Echeverría, López Portillo y De la Madrid guardaron silencio obligados por las circunstancias; pero desde Salinas los ex presidentes no han dejado de hacer política: los priístas Salinas y Zedillo en las grandes alturas internacionales y los panistas Fox y Calderón buscando en México cómo meterse nuevamente en las cosas de la Presidencia y los negocios. Pero no alcanzan colarse porque los cuatro pertenecen al neoliberalismo y defienden siempre los intereses de los EEUU; jamás pudo escuchárseles algún discurso o alguna opinión crítica acerca de las intervenciones armadas de los EEUU en el mundo o de los cien mil agentes de la CIA, FBI, DEA en México.

5. Cuando escucho a ex gobernantes del PRI, PAN, hasta del PRD, hacer crítica política me los imagino saliéndoles basura en forma de tripa o de gusanos por los oídos, la boca, los ojos; a Salinas, Fox, Calderón –que fueron seis años presidentes de la República, les encanta salir en televisión haciendo declaraciones. Salinas no tuvo a su esposa como precandidata, pero la Martita de Fox y la Margarita de Calderón se colaron en la lista de las presidenciales. ¿Pensaron realmente que los votantes son imbéciles o confirmaron que los votos nunca han valido y lo que realmente determina todo son las negociaciones antes de las elecciones?

6. He escuchado tres declaraciones de Fox contra el autoritarismo del candidato republicano de EEUU Trump, además de los que he oído pidiendo la legalización total de la droga y buscando ser el gran empresario de la mariguana. Lo que sucede es que Fox ha sido siempre como la Chachalaca, el ave que nunca se cansa de llamar al chachalaco; pero el Fox no se sabe si llama a “Jorgito Bush”, su amiguito o al negro Obama. Calderón también aparece con sus críticas, pero está dedicado a construir la candidatura de su esposa que piensa le servirá para limpiar su nombre embarrado con 100 mil asesinatos que harán historia imborrable.

7. Los expresidentes son una pesada carga económica para el miserable pueblo mexicano con un salario mínimo de menos de 100 pesos diarios o de 3mil al mes. Reciben los ex presidentes de manera vitalicia, ellos y su gran familia, arriba de 500 mil pesos mensuales contantes y sonantes; además gozan del cuidado de unos cien militares, policías, además de decenas de personajes para el servicio de la casa. También tienen los más eficientes servicios médicos y de salud. Y las esposas como reinas, por ello casarse con un presidentes es el negocio familiar más importante de su vida. Por ello Fox señaló alguna vez que “no hay que leer periódicos”, además que suele ser muy aburrido leer libros. (27/III/16)

https://pedroecheverriav.wordpress.com

alterar

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s