Home

¡Qué grande fue Flores Magón! ¡El mexicano más batallador de toda la historia!

Pedro Echeverría V.

1. He leído y releído, más de mil un veces, sobre Ricardo Flores Magón que de luchador social liberal radical contra la dictadura de Porfirio Díaz, se transformó –al ser derrocado Díaz por una revolución burguesa encabezada por líderes y presidentes oportunistas (Madero, Huerta, Carranza, Obregón) y traidores del pueblo- en agitador anarquista que fue perseguido y encarcelado muchas veces, hasta ser asesinado en 1922 en una cárcel yanqui. La semana pasada me obsequiaron un libro de una antología de su obra que no he dejado de leer y reflexionar. Durante más de 50 años he leído a personajes de su tiempo y mientras mi admirado Che entregó su vida renunciando al poder y luchando en otra guerrilla en 1967, Flores Magón luchó desde 1893 en todos los frentes (en el periodismo, los círculos, las huelgas, las cárceles) siendo ejecutado por la canalla burguesa.

2. Ricardo Flores Magón y Emiliano Zapata fueron, indiscutiblemente, los personajes más identificados con los obreros y los campesinos durante el importante proceso de la revolución burguesa mexicana (1910-1917) Los dos fueron derrotados porque los otros líderes de la revolución: Madero, Carranza, Obregón, que se habían movido en sus anchas durante el régimen de Porfirio Díaz, mantuvieron una posición reformista y de acuerdos con los sectores dominantes. En tanto estos últimos -sobre todo Madero y Carranza- formaban parte de la clase dominante y contemporizaban con empresarios, terratenientes e intelectuales de la época, Flores Magón y Zapata se confrontaron de manera abierta con las fuerzas del ejército asesino de Díaz. Con huelgas obreras, periódicos, círculos obreros (RFM) y en el campo (EZ). Ricardo no le tuvo confianza a Villa por haber seguido a Madero.

3. Hace unos 40 años se discutía si el nombre de Flores Magón –asesinado en las cárceles yanquis por órdenes del gobierno de Obregón en 1922- debería incluido entre los personajes inscritos en los muros del congreso por ser precursor de la revolución mexicana. No recuerdo el resultado, pero para mí siempre fue obvio que Flores Magón, si viviera, se hubiese burlado de la propuesta. Flores Magón se hizo anarquista antes que triunfara en 1911 la revolución. Denunció a tiempo que la burguesía maderista se adueñaría del poder y nada cambiaría en beneficio del pueblo. Después de dirigir el combativo periódico Regeneración, fundar el Partido Liberal Mexicano (PLM), formar Círculos Obreros Libres e impulsar estallidos de varias huelgas obreras en los años 1906, 1907 y 1908, hizo público en septiembre de 1911 su llamado anarquista.

4. Decía: El PLM reconoce que la Autoridad y el Clero son el sostén de la inequidad Capital y, por tanto, la junta organizadora del PLM ha declarado solemnemente guerra a la Autoridad, guerra al Capital, guerra al Clero. Los liberales no han dejado caer las armas a pesar de los tratados de paz del traidor Madero con el tirano Díaz. Todos os ofrecen libertad política para después del triunfo; los liberales os invitamos a tomar la tierra, la maquinaria y los medios de transportación, y las casas desde luego sin esperar a que nadie os dé todo ello, sin aguardar a que la ley decrete tal cosa, porque las leyes no son hechas por los pobres sino por los señores de levita… Todos los males que aquejan a ser humano provienen del sistema actual, que obliga a la mayoría de la humanidad a trabajar y a sacrificarse para que una minoría privilegiada satisfaga todas sus necesidades y todos sus caprichos, viviendo en la ociosidad y en el vicio”.

5. Pensaba Flores Magón que la revolución burguesa mexicana sería un nuevo engaño para los trabajadores y que establecida sería más difícil de derrotar que lo que era el podrido gobierno de Díaz. Advertía que si sólo se cambiaban algunas cosas para que todo siga igual, es decir, si se hiciera una revolución a medias, incluso sería mejor no hacerla. Si se suprimiera a unos y se conservara otros opresores, algunos años después se repetirían los mismos problemas, las mismas desigualdades, las mismas pugnas y, finalmente, so pretexto de orden, el mismo desbarajuste. No se habría hecho nada; todo estaría por hacer, con la diferencia de que el régimen porfirista está descalificado, podrido y en la bancarrota, lo que hace que se pueda derribar sin gran esfuerzo, y el nuevo régimen es mucho más engañoso y sería más difícil derrocarlo.

6. Perseguido con saña Flores Magón se exilió a las ciudades fronterizas de los EEUU donde siguió publicando Regeneración (fundado en 1900) y agitando dentro de los obreros norteamericanos. Una de las agrupaciones de trabajadores surgida durante la Revolución Mexicana con los ideales anarcosindicalistas de Flores Magón, que agrupó a un número importante de mutualidades, uniones, centros y ligas de trabajadores, fue la Casa del Obrero Mundial, COM, fundada el 22 de septiembre de 1912. La Casa del Obrero Mundial en sus inicios fue de “acción directa”, es decir, sin participar en alguna facción política; pero luego surgiría la traición al negociar una fracción (la del Dr.Atl) con Carranza y Obregón dando lugar en 1915 a la formación de “Batallones Rojos” de obreros para combatir a campesinos Zapatistas.

7. Pero luego de que Carranza -haciendo uso de los Batallones Rojos, derrotó a los ejércitos de Francisco Villa y persiguió a los zapatistas- se sintió ya dueño de la situación, entonces se lanzó contra sus aliados los obreros. Los salarios se habían desplomado; se planteó en 1916 una huelga de parte de los electricistas, los tranviarios y otros gremios y Carranza logró frenarlos, pero el 31 de junio, a las tres de la mañana, estalló la huelga. Carranza entonces injurió a los trabajadores, los acusó de querer establecer una tiranía y ordenó el inmediato encarcelamiento de los líderes y la aplicación de la ley de enero de 1862 que entre otros artículos pide la pena de muerte a los trastornadores del orden público. Flores Magón, el anarquista denunció esto desde su periódico Regeneración que publicaba desde las cárceles norteamericanas.

8. Otra organización que surgió en 1921, con los ideales magonistas del anarcosindicalismo, fue la Confederación General de Trabajadores. Ésta se separó de la CROM moronista que se había entregado incondicionalmente al presidente Obregón. Al año siguiente fue asesinado Flores Magón en las cárceles yanquis, pero los ferrocarrileros y electricistas, reprimidos brutalmente en 1916, no aceptaron el cinismo del gobierno de Obregón al ofrecer traerlo a México y encargarse de darle sepultura. Miles de obreros contribuyeron con 50 centavos o un peso para que el cuerpo de Flores Magón se trajera a México y en medio de grandes manifestaciones radicales de repudio se enterró al más grande luchador social de la historia de México. Zapata fue asesinado en 1919 en Morelos, su estado natal, por órdenes de Carranza; Flores Magón fue asesinado por órdenes de Obregón. Así acabó la revolución mexicana con los dos hombres del pueblo. (22/III/16)

https://pedroecheverriav.wordpress.com

alterar

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s